Planificación en Países pequeños

En el hipervínculo (“link”) que aparece a continuación encontrarán un artículo que escribimos en El Trimestre Económico, José J. Villamil, Hermenegildo Ortíz Quiñonez y este servidor, en torno a la viabilidad y eficacia de la planificación en sistemas abierntos.

Planificación en Países Pequeños

Posted in Economics, Planning | Leave a comment

Notas

Recuerdan ustedes aquellos días terribles cuando repartían la tarjeta con las notas del trimestre en la escuela. Para mí, por lo menos eran una pesadilla. Lo peor, en mi caso, era que aunque las calificaciones en las materias de estudio eran más o menos aceptables, la nota de “conducta” no lo era. Esa nota provocaba un viaje de mi padre a consultar con la maestra para buscar remedio.

–El es muy inteligente. Puede hacer mejor trabajo. Pero…se distrae, habla mucho en clase.

Siempre pasaba lo mismo. Las consecuencias eran severas y seguras. Cero cine los sábados. Cero programas de radio. De la televisión, que estaba empezando, ¡olvidate! Trabajo adicional en la casa con una maestra que venía todas las tardes a servirme de tutora.

Pues algo así le está pasando a Puerto Rico. Claro, la situación es más grave. Se trata de la calificación crediticia. Esas notas determinan si el gobierno puede ir al mercado a pedir prestado y a que precio conseguirá el dinero.

Para un gobierno que gasta más de lo que recauda y que la diferencia la tiene que financiar con prestamos, esta situación se va agravando con el tiempo. De hecho, ya es muy grave. Tan grave es que nos han dado una advertencia. O enderezamos las finanzas, independientemente de las promesas electorales, o nos atenemos a las consecuencias. Y las consecuencias no van a limitarse al costo del dinero. No. Lo que está en juego es si le cierran el mercado de financiamiento que utiliza el gobierno del ELA.

Si ocurre lo peor, se desatará una espiral de acontecimientos que producirán una espiral calamitosa. En palabras de uso común y corriente, el gobierno tendrá que tomar prestado a precios de usura. Cada vez una mayor tajada del presupuesto se tendrá que destinar al pago de la deuda pública. No importará cuantos gobiernos caigan víctimas del “voto castigo”. El castigo será y lo sufriremos todos. No nos quedará ni el consuelo de buscar un culpable. Nos hemos dado una juerga de catorce quilates y ahora tendremos que pagar por ella.

Llegó la tarjeta con las notas.

Posted in Economic Policy | Tagged | Leave a comment

Productividad

El resultado del esfuerzo que se realiza por vía de la conjunción de la actividad humana aplicada con capital, tierra, gerencia y otros insumos es lo que llamamos productividad. El crecimiento de la productividad es lo que determina el estándar de vida. Esta sociedad nuestra ha perdido de vista que el objetivo de la organización social que conocemos como “la economía” es la producción. Por el contrario, en una confusión total la sociedad parece haber entendido que el objetivo de “la economía” es el consumo.

Peor aun, el consumo de lo que no produce. Es cierto que en última instancia la producción se realiza para satisfacer necesidades de consumo. Pero en el corto y en el mediano plazo es indispensable producir y acumular recursos que permitan producir más y elevar la calidad de la producción.

La productividad de la economía depende del conocimiento y la tecnología que se incorpora a los procesos de producción. Nuestra economía ha perdido la capacidad de aumentar su productividad. En la medida en que el sector público se ha convertido en un redistribuidor de ingresos y riquezas el incentivo para ahorrar y aplicar los ahorros a la acumulación de capital productivo ha ido menguando consistentemente. Par empeorar la situación, los activos que hemos acumulado son relativamente improductivos. El mejor ejemplo es el enorme acervo de viviendas.

Aquí encontramos el verdadero problema económico contemporáneo. Y resulta que es un problema político. A través del tiempo el gasto público se ha transformado. El sistema político ha convertido gran parte de las transferencias que el gobierno utiliza para redistribuir los ingresos y riqueza en lo que en ingles llaman “entitlements”. Son transferencias que las personas reclaman con el derecho de titularidad. Es decir, las personas se sienten dueñas de una tajada del gasto público que crece sin control.

La tajada del gasto que crece a mayor velocidad absorbe ahorros y disminuye la productividad. Por lo tanto, a la larga, reduce el estándar de vida.

Vaya usted a explicarle esto a la gente. Le aconsejo que lo haga desde dentro de un tanque de guerra.

Posted in Economics | Tagged , , | Leave a comment

“There is no free luch!”

Todas las opciones de relación entre los EEUU y Puerto Rico tienen importantes implicaciones económicas para ambas partes. De hecho, tanto los partidos políticos como las facciones argumentan en términos económicos a favor de la opción que prefieren.

Los estadolibristas siempre han planteado los beneficios económicos del Estado Libre Asociado (ELA) como el argumento más importante para solicitar el apoyo electoral a su defensa. De hecho, su argumento ha sido planteado en términos de una relación en la cual el beneficio no conlleva coste alguno para los residentes de la isla. A esto le han llamado “el mejor de dos mundos”.

Los anexionistas, por otro lado, continuamente hacen cuentas galanas para vender su propuesta de anexión en función de los beneficios económicos. En particular mencionan que con la igualdad se eliminarán las diferencias que hoy rigen sobre los programas de medicaid, medicare y seguro social. La eliminación de esas diferencias y trato desigual para con los residentes de Puerto Rico, suman, según estimados recientes unos $30,000. Pues, image usted como reaccionan los residentes continentales. Además, ponen el grito en el cielo cuando se les explica que los residentes de la isla-estado no estaría en condiciones de hacer aportaciones significativas por vía de impuestos, dado el alto nivel de pobreza de su población y la reducida capacidad productiva de su economía. Una economía sostenida por un gobierno enorme, ineficiente, e inefectivo. Peor, al examinarse con mayor profundidad el estado de situación de Puerto Rico se hacen evidentes factores negativos adicionales que tienden a subrayar las limitaciones de su población y economía: 1) población envejecida y envejeciente; 2) acervo de capital productivo relativamente pequeño, desgastado y que da muestras de obsolescencia; 3) un entramado de legislación que imprime gran rigidez en el mercado laboral; 4) una población dependiente con características que indican que esa dependencia se prolongará por el resto de la vida útil de un gran porcentaje. Para colmar la copa, la población residente ha incurrido en deudas enormes que requerirán medidas muy dolorosas cuando se confronten.

Lo que sucede es que en la medida que una opción representa para los residentes de Puerto Rico beneficios superiores a los que se disfrutan en la actualidad, los residentes de los EEUU continentales lo han de interpretar como un coste adicional que conlleva una relación con Puerto Rico. El beneficio nuestro es el coste de ellos. A menos, claro está, que seamos los residentes de Puerto Rico los que sufraguen el beneficio. Pero, entonces, no habría ventaja que presentar al electorado en cuanto a un cambio en la situación actual.

Todos los cambios en el status conllevan coste para los residentes del continente. Lo tiene la independencia, lo tiene la anexión federativa, lo tiene todas las “mejoras” al status actual. En fin, de eso es que se trata. Así fue que se fundó EEUU.

Posted in Economics, Politics | Tagged , , | Leave a comment

Las próximas siete semanas

Las siete semanas que transcurrirán a partir de mañana serán cruciales para la economía de los EEUU y, por ende, para el resto del mundo. La importancia de este período será magnificado si el presidente Obama resultase electo. La Camara de Representantes del Congreso de los EEUU permanecerá bajo el control del grupo republicano más recalcitrante. El Presidente no ha dado hasta ahora muestras de capacidad para negociar con el Congreso. No lo hizo cuanto tenía la mayoría y no han porqué pensar que lo hará bajo las condiciones que se avecina y que han estado presentes por los pasados dos años.

La verdadera condición financiera de los EEUU es mucho más grave de lo que reflejan los número que utilizan los políticos. A la deuda pública reconocida es menester añadir las promesas que ha hecho el Estado en calidad de beneficios futuros a ser pagados por los programas de bienestar. Los llamados “entitlements” amplifican la verdadera deuda a niveles que la colocan en el campo de la insostenibilidad. Sólo un acuerdo heroico entre Casa Blanca y el Congreso logrado antes del 2 de enero, podrá salvar la economía de los EEUU de sufrir otra recesión.

La única esperanza surge de la gravedad misma de la crisis. Los gobiernos democráticos atienden los problemas sólo cuando cruzan una linea que los convierte en ineludibles.

Posted in Economics, Politics | Tagged | Leave a comment

La soledad de la minoría y la satisfacción de dañar la fiesta

En esta sociedad nuestra donde la mayoría manda, pero las minorías deciden, se siente uno muy solo cuando se trata de usar la razón. No quiero decir que tenga uno la razón. No, lo que quiero decir es que las decisiones se toman en nuestro modelo de gobierno en función de lo que se les hace opinar a un conglomerado de electores. Ese proceso no necesariamente responde a un razonamiento lógico ni siquiera a la ponderación de hechos. Se trata, más bien, de un proceso de mercadeo y propaganda que apela a emociones, sentimientos, prejuicios, miedos, verdades y mentiras. El resultado es la decisión sobre la cual luego actúan legisladores y ejecutivos. Claro, actúan de acuerdo a su interpretación de los resultados electorales. Resultados que muchas veces se interpretan de forma torcida y sorpresiva. Recuerdo cuando Norma Burgos, ex secretaria de Estado para el gobernador Rosselló, certificó que la estadidad había triunfado con mayoría en un plebiscito. Un plebiscito en el cual la mayoría había ido a para a la opción de “ninguna de las anteriores”.

Hoy, cuando es evidente por lógica matemática, que la estadidad ha obtenido mayoría absoluta sobre las alternativas con las que compitió, vemos cómo se hacen cabriolas para “demostrar” aritméticamente que no.

Pues, amigos, siento decirles que, gústenos o no, el electorado no ha dejado duda alguna sobre su preferencia. Se le podrán encontrar defectos de toda índole a la formulación de las preguntas presentadas, pero el resultado es estruendoso.

Posted in Politics | Tagged | Leave a comment

La Agenda Inconclusa

El año bisiesto termina en menos de dos meses. Una nueva administración de gobierno se está coagulando. Luego de las elecciones decía yo en Facebook que en ocasiones se producirán batallas por los puestos del ejecutivo. Eventualmente se producirá una batalla por el más alto puesto del poder judicial. Con frecuencia, será difícil encontrar quién acepte puestos de gobierno. Como resultado inevitable, el gobernador entrante optará por segundos, terceros, y cuartos candidatos en las filas de preferencia.

La dificultad del proceso de reclutamiento será profunda cuando de ciertos puestos se trata. Uno de ellos es la presidencia del Banco Gubernamental de Gobierno. En este caso en particular el escogido tendrá que ser respetado por la comunidad financiera extendida. Es decir, requerirá un grado de confianza especial entre los que componen el mercado de capital al que acude el gobierno de Puerto Rico para financiarse. Más aun, el escogido tendrá que tener la estatura y respetabilidad necesaria para, cuando corresponda, decirle no al gobernador y sostenerse en su posición.

La agenda inconclusa requiere esa calidad de nombramiento. Basta pensar en algunos de las tareas por acometer y completar en cuanto a la economía:

1) Sanear los fondos de pensiones de los empleados públicos;
2) Eliminar el déficit estructural del gobierno central;
3) Mejorar la clasificación crediticia del gobierno y sus corporaciones públicas;
4) Reformar el sistema tributario en favor del ahorro, la inversión productiva y la producción;
5) Reformar la estructura legal que hoy día imprime una rigidez intolerable al mercado laboral;
6) Las prioridades que han regido sobre el gasto de gobierno durante los pasados cuarenta años se deben alterar radicalmente. Habrá que canalizar el gasto público hacia la reconstrucción de la plataforma de infraestructura para sostener un despegue suficientemente fuerte de la actividad productiva para que adquiera sustentabilidad propia;
7) Dar continuidad a programas y proyectos en curso sin importar que hayan sido iniciados por la administración saliente ni que hayan sido objetos de ataque durante la campaña electoral. De esta forma se ofrecerá una garantía necesaria al capital para que considere como opción arriesgarse en Puerto Rico.
8) La educación pública tendrá que ser re inventada a pesar de la férrea resistencia que es de esperarse de parte de sindicatos, uniones, asociaciones, y agrupaciones que han logrado acomodarse en un sistema disfuncional que no añade valor en proporción a lo que cuesta.

La lista de tareas por hacer que presento arriba no es exhaustiva. Pero más importante aun, todos las tareas han de acometerse para que la entrante administración pueda tener alguna oportunidad de éxito.

Posted in Economic Policy | Tagged | Leave a comment

Nuevo vocabulario

Los puertorriqueños estamos en la víspera de un período en el cuál aprenderemos un nuevo vocabulario. Un vocabulario que hasta ahora no tenía uso extendido entre la población porque no había necesidad de prestarle gran atención a los términos que en él se incorporan. Pronto estaremos hablando de la “prima de riesgo”, del los “puntos base” de diferencia entre el “rendimiento” de los bonos del Estado Libre Asociado de Puerto Rico comparado con otros estados y ciudades de los Estados Unidos. Poco a poco entenderemos que es una “tasa de descuento” con relación a nuestros “activos” y “pasivos” acumulados en los fondos de retiro de los empleados públicos de Puerto Rico.

La espesa niebla que con que la retórica política-electoral ha cubierto lo que atañe a las finanzas del Estado irá levantándose poco a poco. Cuando finalmente se despeje el campo veremos con claridad la magnitud de problema financiero y económico que confrontamos. Lo veremos en lo que se refiere a nuestro gobierno y lo veremos en lo que se refiere al gobierno federal.

No podrán ya las meras palabras de optimismo irracional, ni el “doble talk” orweliano, ni las cantinfladas de los voceros ignorantes que utilizan los partidos, ni los turismos y perogrulladas podrán ocultar la verdad. La simple verdad: los partidos han llevado el gobierno a la insolvencia con nuestra bendición y aliento. Más aun, con el premio que le hemos otorgado a los irresponsables, a la vez que castigamos a los que trataron de enderezar el curso.

Posted in Economic Policy | Tagged | Leave a comment

Ahora la tarea será aún más difícil

Poco a poco el continuo ataque al capital no residente invertido en Puerto Rico está teniendo el efecto anticipado por mi y negado por los que se dejan cegar por la ideología. El capital está actuando concorde con la lógica económica. El cierre de Eli Lilly es un golpe real económico y financiero. No obstante, el efecto simbólico es aun más grave. Se trata de la operación insignia de la manufactura ubicada en Puerto Rico. La operación en Carolina anuncia en momentos en que las fuerzas políticas miopes del país intentan echar por tierra el acuerdo para otorgar la gerencia y desarrollo del Aeropuerto Internacional Luis muñoz Marín, ubicado en Carolina también, por vía de una concesión. Juntos, estos dos eventos, representan un golpe tremendo a las finanzas del municipio de Carolina y del gobierno central. Por otro lado, el cálculo económico que tiene que haber realizado la gerencia de Eli Lilly tiene que estarse realizando en los computadores de otras empresas que operan aún en Puerto Rico.

Posted in Economics | Tagged , | Leave a comment

Valor Presente

En las pasadas semanas se ha hecho referencia en los medios
a un término importante en el campo de la valoración. Se trata del
“valor presente”. Las referencias al concepto se han hecho sin
explicación. Como si todo el mundo supiera exactamente de qué se
trata. Uno de los temas en el que se ha hecho uso de este concepto
se refiere al negocio que ha pactado el gobierno de Puerto Rico con
un consorcio privado para la gestión del Aeropuerto Internacional
Luis muñoz Marín. Otro tema ha sido el que se refiere a la
situación de insolvencia en que se encuentran los planes de
pensiones de los empleados del gobierno. ¿Qué es eso del “valor
presente”? Pues, de lo que se trata es tomar en cuenta que los
seres humanos valorizamos las cosas en el tiempo? Quizás esto se
explica por razón de nuestra mortalidad inevitable. En resumidas
cuentas, tendemos a darle un valor inferior, digamos a un dólar, si
lo tenemos ahora en nuestra mano, que si tenemos que esperar un año
para ello. De hecho, a los ganadores de la lotería se les permite
optar por recibir el premio gordo de un golpe y de inmediato, que a
través del tiempo mediante pagos periódicos. Claro, el pago
inmediato, ahora, conlleva un monto inferior, descontado, cuando se
compara con el valor nominal de la suma de los pagos periódicos que
se ofrecen como alternativa. Ello es así porque el gobierno ha
determinado que el “valor presente” de ambas alternativas es igual.
Noten que en el caso de la lotería el que determina la igualdad de
valor entre las alternativas de pago del premio (ahora vs. poco a
poco durante un tiempo) es el gobierno. Cuando se valora un
proyecto de inversión se calcula el valor presente del proyecto y
se compara con la inversión necesaria para que el mismo se
organice, se ejecute y genere los ingresos netos que, a través del
tiempo, permiten recuperar la inversión inicial y obtener un
rendimiento que compense por el riesgo asumido en el proyecto. La
suma de esos ingresos netos generan el valor nominal del proyecto.
Ahora bien, el flujo de ingresos esperados de un proyecto de
inversión se produce a través del tiempo. Por ello, los ingresos
esperados más temprano, aunque sean de igual valor nominal, son
mejor valorados que los que se esperan realizar a mayor tiempo. El
ajuste que realiza a los ingresos netos que se anticipan de un
proyecto de inversión para tomar en cuanta que se prefieren los que
ocurren más temprano que los que ocurrirán más tarde, se le llama
“descuento”. La suma de los ingresos esperados, menos los costos
anticipados en cada periodo, es el flujo de ingresos netos del
proyecto. Ese flujo ha de ser descontados de tal forma que mientras
más tardíos sean, menos valor se les asigna, es lo que llamamos
¨”valor presente”. El porcentaje que se le aplica en cada período
para realizar el ajuste al valor que refleja su lejanía en el
tiempo, se le denomina “tasa de descuento”. Noten que los tres
componentes clave de este proceso de valoración conllevan estimados
y expectativas. Una de las más importantes es cual será la “tasa de
descuento'”. Ese porcentaje de ajuste contiene elementos
psicológicos y subjetivos que hacen que difiera entre persona y
persona. Lo que estoy diciendo es que cuando leemos artículos de
prensa y escuchamos discusiones en las cuales se plantean
diferencias que tienen que ver con el valor de un proyecto, no
debemos olvidad que el cálculo de ese valor requiere varias
instancias en las cuales se incorporan elementos subjetivos,
supuestos con relación a lo que espera que suceda en el futuro y,
sobretodo, las circunstancias en que las partes realizan un
negocio. No es lo mismo vender una casa hoy que haberla vendido en
el 2004. Hoy probablemente tenga que aceptar un precio 40 por
ciento menor. Finalmente les dejo con las siguientes preguntas: 1)
¿Cuando se menciona el valor presente de aeropuerto LMM, qué tasa
de descuento se aplica y por quién? 2) ¿Qué supuestos se han
incorporado para determinar los ingresos brutos y los costos
futuros? Es válido plantear estas preguntas, tanto a los que
explican la decisión tomada por las partes, como a los que critican
el negocio pactado por el gobierno.

Posted in Economic Policy, Economics | Tagged , | Leave a comment